Henderson Álvarez: “Mi brazo ha respondido como se esperaba”

LVBP.-Henderson Álvarez aparece entre los líderes en triunfos y efectividad de la Liga Mexicana de Beisbol, pero lo más importante para el derecho ha sido su capacidad para ir largo en sus aperturas, una muestra de cuán saludable se encuentra.

Álvarez se sometió a cirugías en el bíceps y hombro derechos en septiembre de 2016 y tras un largo proceso de recuperación, que incluyó una pasantía por la Liga del Atlántico (independiente), logró regresar por un corto período de tiempo a las Grandes Ligas con los Filis de Filadelfia al final de 2017.

“Gracias a Dios he tenido unas salidas de calidad. He podido trabajar ocho, siete innings. Me he sentido al 100%. Mi brazo ha respondido como me lo esperaba”, dijo Álvarez, a través de una nota de prensa de GB Sports Communications. “Trabajando fuerte, en cada salida, con un plan que tengo cada cinco días. Mi meta es lanzar esa cantidad, entre seis y siete innings”.

En sus más recientes dos salidas, incluido el domingo pasado, el valenciano cubrió ocho entradas y en sus tres anteriores siempre tiró siete tramos.

Álvarez, de 28 años de edad, exhibe un registro de 6-1 y un promedio de carreras limpias de 2.61, el quinto más bajo en el circuito veraniego mexicano.

“Me he mantenido enfocado, trabajando. Todos los pitcheos están trabajando, constante. Mucha paciencia y agresividad en la lomita. Eso me ha dado el éxito. No cambiaré mi mecánica ni ritmo, es lo que me ha dado éxito en los últimos días”, agregó el as de Quintana Roo.

Álvarez suma siete inicios de calidad (+6 IP, -3CL) en 10 presentaciones como abridor. Cuenta un juego completo en su récord, mientras que es tercero de la liga en innings lanzados (62.0) y cuarto en WHIP (1.13).

“Me siento muy a gusto de estar aquí en México y que el equipo de los Tigres me abriera las puertas para lanzar en una liga muy buena, competitiva, fuerte, comparada con Triple A”, abundó el venezolano. “Hay jugadores de alto nivel, de Grandes Ligas y Ligas Menores. Me siento muy agradecido por la oportunidad que me ha brindado el equipo”.

El tirador, que llegó a completar un no-hitter con los Marlins de Miami en 2014, año en el que fue convocado al Juego de Estrellas, antes de comenzar a confrontar problemas físicos en 2015, aspira a volver a interesar a una organización de las Mayores.

“Estoy dando lo mejor de mí, para que muchos puedan ver, en Grandes Ligas, que mi brazo está el a 100%, que puedo estar en una rotación de abridores de cualquier equipo”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *